Infección e inflamación en hombres con cáncer de próstata

La prostatitis, o inflamación de la glándula prostática, no es una forma de cáncer. Tampoco es lo mismo que tener una próstata agrandada, también conocida como hiperplasia prostática benigna (HPB).

Se sabe que un hombre puede tener este problema al mismo tiempo con el cáncer de próstata. Esta también se conoce como Prostatitis y puede causar dolor en el área pélvica y debe ser tratada. La prostatitis bacteriana aguda es rara, relativamente grave, fácil de diagnosticar y curable con antibióticos.

Diferentes tipos de prostatitis

La prostatitis bacteriana crónica es más difícil de diagnosticar, pero se asocia típicamente con una infección bacteriana crónica de la próstata con infecciones repetitivas del tracto urinario. En este caso, los antibióticos son la forma principal de tratamiento. Más del 90% de los diagnósticos de prostatitis no tienen una infección bacteriana, aunque los hombres a menudo reportan dolor en la próstata y en la pelvis y síntomas urinarios . Esto sigue siendo un misterio médico. La prostatitis se diagnostica mediante pruebas para detectar infecciones bacterianas y otras afecciones urológicas que podrían causar dolor pélvico o prostático. En este punto del proceso de diagnóstico, la afección se conoce como prostatitis crónica/síndrome de dolor pélvico crónico (CP/CPPS).

Aproximadamente el 6-8% de los hombres han experimentado síntomas similares a los de la prostatitis. Es el diagnóstico urológico más común en hombres menores de 50 años y es el tercer diagnóstico urológico más común en hombres mayores de 50 años. Esta condición tiene un impacto significativo en la calidad de vida de los pacientes debido al dolor constante. Un método de tratamiento universal a menudo no es efectivo y debe ser individualizado para cada paciente. El objetivo del tratamiento se centra en el alivio de los síntomas, mejorar la participación en las actividades diarias y, por lo tanto, afectar positivamente la calidad de vida.

¿Cáncer de próstata y prostatitis?

Los hombres con prostatitis a menudo son diagnosticados con cáncer de próstata más que los hombres sin prostatitis. Es importante señalar que no hay pruebas fiables de que la prostatitis aumente el riesgo de desarrollarcáncer de próstata. Sin embargo, sí a>aumenta las posibilidades de serdiagnosticado con cáncer de próstata. Esta conexión puede existir porque los hombres que tienen prostatitis son más propensos a buscar atención urológica. Los hombres con prostatitis también pueden ser más propensos a preocuparse por la enfermedad de la próstata y a tener la necesidad de pruebas de PSA más frecuentes, lo que aumenta su probabilidad de una biopsia de próstata .
.  
> La inflamación de la glándula prostática puede tener un impacto en el cribado del PSA para el cáncer de próstata. Mientras que la infección bacteriana de la glándula prostática puede elevar los niveles de PSA 10 o incluso 100 veces, el tratamiento por lo general baja el nivel hasta el punto de partida, pero toma por lo menos 6 meses después de un tratamiento antibiótico efectivo. Por esta razón, los hombres con prostatitis crónica tendrán pruebas de PSA más frecuentes que los hombres que no las tienen.

El CP/CPPS no bacteriano puede causar aumentos menores en las puntuaciones del PSA. Sin embargo, un PSA elevado nunca debe ser atribuible a CP/CPPS a menos que el paciente y/o el urólogo estén buscando retrasar la realización de una biopsia. Asegúrese de hablar con su equipo de atención médica si le preocupa cualquier infección o inflamación de la próstata.