Los ensayos clínicos como opción de tratamiento

Cuando se trata de un problema de salud o condición importante como el cáncer de próstata, es útil saber que además de tratamiento estándar , medicina complementaria o alternativa , los ensayos clínicos pueden proporcionar otra opción de tratamiento. Los ensayos clínicos son investigaciones realizadas en personas en las que se evalúa la eficacia y seguridad de los nuevos tratamientos. Las personas que participan en la investigación clínica son consideradas voluntarias.

Razones para participar en ensayos clínicos

Las razones por las que las personas eligen participar en los ensayos clínicos son tan variadas como los propios individuos. Algunas de las razones comunes por las que la gente decide que los ensayos clínicos son adecuados para ellos incluyen

  • Acceso al último tratamiento antes de que esté disponible al público
  • Formar parte de la evolución del tratamiento de una enfermedad en particular
  • Una opción de tratamiento nueva o diferente a la que ya se ha probado1

La importancia de los voluntarios

El proceso del ensayo clínico es largo y costoso, y toma muchos años para que un producto pase por todos los pasos necesarios para convertirse en un tratamiento aprobado. Algunos tratamientos potenciales no muestran efectividad o tienen problemas de seguridad y no cumplen con todos los requisitos. Sin embargo, muchos ensayos fracasan porque no tienen suficientes participantes. Las agencias reguladoras, como la Administración de Drogas y Alimentos de los Estados Unidos (FDA), requieren que grandes grupos de participantes en los ensayos aseguren la seguridad y efectividad de las terapias antes de que estén disponibles en el mercado. Se estima que el 80-85% de los ensayos clínicos se retrasan debido a las dificultades para encontrar e inscribir a los participantes, y alrededor del 30% de los ensayos fracasan porque no pueden reclutar a ningún participante.2

Voluntariado para un ensayo clínico

Cada ensayo clínico tiene criterios específicos que los voluntarios deben cumplir para poder participar, por lo que no todas las personas con la misma condición serán elegibles para el mismo ensayo. Algunos de los criterios se basan en la enfermedad o en tratamientos anteriores, y otros se relacionan con el individuo, como la edad, el sexo y cualquier otra condición médica.3

¿Son los ensayos clínicos sólo una opción de último recurso?

Algunas veces, los ensayos clínicos son una opción para las personas que han probado otras terapias que no han ayudado a su enfermedad. Sin embargo, hay otros ensayos de investigación que necesitan voluntarios que aún no han probado ningún tratamiento para su afección (llamado tratamiento ingenuo). Para otros, los ensayos clínicos pueden ser una opción cuando no pueden pagar otros tratamientos. Los ensayos clínicos también pueden centrarse en encontrar la causa de una enfermedad o en evaluar las formas en que la genética puede estar involucrada en una afección en particular.1,3

Consideraciones antes de participar en un ensayo clínico

Antes de participar en un ensayo clínico, es importante que entienda sus opciones de tratamiento y los datos esenciales sobre el ensayo para el que es elegible. A cada voluntario se le entrega un formulario de consentimiento informado, que incluye información importante sobre el ensayo, incluyendo su propósito, cuánto tiempo se espera que dure, las pruebas o procedimientos que se esperan y los posibles beneficios y riesgos (como los efectos secundarios). Además, debe hablar con su médico acerca de sus preocupaciones y preguntas, incluyendo todas sus opciones, los beneficios y riesgos asociados con cada una y los costos involucrados.3